jueves, 13 de septiembre de 2007

TARTA DE CHOCOLATE



Para este tipo de recetas sólo hay una palabra, mejor dicho, una onomatopeya: ¡mmmmmmmmmm! ¿Y hay que esperar a un cumpleaños para degustarlas? No, hombre, ni hablar. Dale duro, que aunque parece laboriosa la hace cualquiera que le ponga empeño.

Ingredientes:
Seis huevos
100 gramos de azúcar
100 gramos de harina
Cuatro cucharadas de cacao amargo
Una cucharada de ron
Para el relleno
1/2 litro de nata
6 cucharadas de azúcar
Cuatro hojas de gelatina
Cuatro cucharadas de nata
Mantequilla para untar

Preparación:
Se montan las claras a punto de nieve y se les añade, sin dejar de remover, el azúcar y las yemas de huevo. Se mezcla la harina con el cacao, se tamizan y se añaden a la mezcla. Esta pasta se pone en un molde untado de mantequilla. Se cuece en el horno unos veinte minutos a fuego fuerte. Se corta horizontalmente la tarta (mejor esperar a que esté fría) y se rellena con la siguiente mezcla: Montamos la nata con el azúcar; aparte, ablandamos la gelatina en agua fría, la escurrimos bien y la disolvemos a fuego bajo en las cuatro cucharadas de nata, y se añade a continuación a la nata montada con azúcar. Este relleno puede servir también para el adorno.

1 comentario:

marivì dijo...

Pues yo no me atrevo... me pierdo en algunos pasos... tù la has hecho?